julio 14, 2018 0 Por Olon.ec Team

La memoria Huancavilca está viva en Olón

Santa Elena, (09-02-2015) Los huancavilcas aseguraban que descendían de un tigre y de dos diosas de la fertilidad, Sacachin y La Tetona. Pese al paso de los siglos, está creencia pervive y toma más fuerza y el reciente fin de semana – entre el 6 y 7 de febrero – en el marco del Festival de Cometas ‘Vuela tus sueños’, realizado en Olón (provincia de Santa Elena) con el auspicio del Ministerio de Cultura y Patrimonio, se rememoró ese pasado, una herencia de identidad de varios pueblos asentados a lo largo de la península.

Por sexto año sexto año consecutivo, se nombró -entre los moradores de la localidad- a la Diosa de la Fertilidad. En esta ocasión, esa consideración recayó en Génesis Delgado, quien lució un traje con conchas y una corona. La ganadora, además, fue venerada al igual que se hacía en la época precolombina, con la entrega de ofrendas entre las que estaban churos, vasijas de barro, lanzas. Luego de conocer el resultado, Delgado cargó un arreglo floral y lo trasladó hasta la playa para depositarlo, en  señal de ofrenda, a la Mama Cocha, diosa del mar y origen de la vida.

Antiguamente, estos rituales tenían la finalidad de ganar el favor de los dioses para que envìen lluvias abundantes y buenas cosechas.  A estas prácticas se sumaban otras más radicales como deformarse  y trasquilarse los cráneos para incrustarseCaptura de pantalla 2015-02-09 a las 17.36.15 una corona. Aún más severos eran los castigos que las autoridades proporcionaban a aquellos que desobedecían sus órdenes: les extraían los dientes. Ademàs, para diferenciar los rangos jeràrquicos se empleaban adornos: a mayor cantidad de éstos, más alta era la jerarquía.

Los huancavilcas fueron la última cultura precolombina del Litoral ecuatoriano (habitaron entre el año 600 y el 1534 d.C). Superaron incluso, las arremetidas de los Incas, quienes tras tres intentos fallidos, determinaron que los huancavilcas eran inconquistables. Sin embargo, no pudieron frente al poder de los españoles, quienes finalmente vencieron y con ello exterminaron gran parte de sus costumbres, su idioma y creencias religiosas.

Precisamente por eso, según Jonathan Borbor (organizador de este festival), el objetivo de este encuentro –que además incluyó una exhibición de la práctica contemporánea de volar cometas y de juegos de la localidad que están en desuso (como el pollo despescuezado, los ensacados y la rayuela)- es refrescar la memoria de los actuales habitantes de Santa Elena,  difundir sus orígenes y no permitir que se desvanezcan  las tradiciones del pasado.

Videohttps://www.youtube.com/watch?time_continue=2&v=08Hi9wI7JaY

Sourcehttps://www.culturaypatrimonio.gob.ec/la-memoria-huancavilca-esta-viva-en-olon/

This post is also available in: Inglés